Jesucristo y los animales.

En el evangelio cristiano vemos un trato cruel hacia los animales, concretamente hacia los cerdos por parte de Jesús,  esta anomalía en el mensaje evangélico que roza la contradicción no es mas que
una reminiscencia de las tradiciones judías mas ortodoxas, tan poco respetuosas, en general,  con los animales. Todos los evangelistas, ( Mateo 8.28-34; Marcos 5:1-20; Lucas 8:26-39) menos Juan, parece que encontraron graciosa esta historieta pués todos ellos la relatan como si Jesús con ello hubiera realizado un gran milagro digno de la mayor admiración y asombro, dejando a un lado por completo el mal ejemplo que daban, tan negativo y poco edificante, de maltrato animal y de desprecio a los trabajadores encargados de la custodia de esos cerdos.

El maestro enseña al niño como degollar un pollo

Si en Yon Kipur los judíos mas pios y devotos deguellan gallinas a las que han pasado sus pecados, el propio Jesus no tuvo reparos, como nos lo cuentan los evangelistas, en pasar los demonios de aquellos pobres desgraciados con los que se tropezó, sobre una piara de inocentes cerditos, y después de limpiar sus pecados y particulares demonios a aquellos hombres, dar esa cruel e inutil muerte a los cerdos ahogándolos sin misericordia cristiana, tampoco nos cuentan ninguno de los evangelistas lo que les pasó a los guardianes de la piara cuando fueran a los amos de aquellos animales a decirles que se habian ahogado todos los cerdos huyendo de un forastero que pasaba por alli y los asustó.
Rabino celebrando el Kaparot,  maltratando un gallina
Este rito de purificacion, mediante el sacrificio de animales, tambien lo vemos en la santeria o en el candomb brasileño, aunque en estos, que son de raiz yoruba, suelen utilizar palomas, tambien pollos, para hacer esas "limpiezas espirituales". Vemos pues que el maltrato animal esta aun hoy muy extendido en muchas religiones. Si el caso de Jesús es realmente extremo por maltratar mamiferos de gran tamaño, no vemos gran disculpa que otras religiones, judaismo, santeria, etc, sigan realizando esos ritos, aunque sea con aves de menos valor 
 

Alguien puede pensar que esta actitud tan poco acorde con el mensaje evangélico, mensaje que se supone es de amor y misericordia, viniendo del propio Jesus seria como algo contradictorio doctrinal y ejemplármente, pero en realidad no es mas que la transposición de esa actitud psicológica procedente de la mas pura ortodoxia judia y no puede atribuirse a una peculiaridad psicológica a modo de perturbación momentanea del propio Jesús.
 
Kaparot: Enseñando a los niños judios como maltratar un animal

Ni al evangelista judio ni al propio Jesus le debió parecer algo digno de atención el hecho de acabar de una forma tan bestial con los cerdos, al fin y al cabo animales impuros para ellos y por tanto no merecedores ni siquiera de ser criados. La violencia de esta actitud contra lo "no-judio" contrasta con esa vision pacifista que se quiere dar de los evangelios y que esta contradecida en numerosos pasajes. En una sociedad donde el consumo de cerdos se considera un pecado abominable, la cria de estos animales solo podria tener destino en las tropas romanas acantonadas en judea, asi que este pasaje puede ser interpretado, tambien, como un guiño de complicidad hacia los mas violentos elementos antiromanos al convertir un atentado economico contra las tropas de ocupacion, en un acto beatifico y espiritual.
Niño que ya se acostumbró al maltrato de  animales.




En el "Kaparot", la fiesta antes del  Rosh Hashana  (Año Nuevo) los judios pueden entrar puros en el nuevo año tras matar una inocente gallina a la que antes han transferido sus pecados e iniquidades, al igual que Jesús hizo con los pobres y evangelicos cerdos.